Semana de Apreciación – Dia 3

Hoy vamos a hablar de hobbies, intereses “especiales” o actividades favoritas. Todos tenemos un hobby o actividad que nos gusta mucho, que nos entretiene cuando tenemos tiempo libre, o es algo que nos gusta tanto, que nos aseguramos de tener tiempo para ello. Es algo que nos brinda alegría y nos conforta.

Existe el estereotipo de que los autistas tienen intereses o hobbies “extraños”. Como que conozcan todas las marcas de grifos. O tipos de nubes. Y sí, algunas personas tienen ese tipo de intereses (al igual que en la población que no es autista). Otros son más comunes, como que les gusten los dinosaurios, o las muñecas Barbie. Entrevisté a mi hija de 10 años y esto es lo que me dijo:

 

Mi actividad favorita es actualmente: Juego Roblox (MeepCity, Innovation Artic Base y Would You Rather) desde Halloween del año pasado. Juego casi a diario: una hora los jueves, media hora los miércoles, y 15 minutos los martes (por lo menos, ese es mi plan). Los fines de semana, algunas veces juego más de una hora, tal vez dos horas. Depende de lo que tengamos planeado para el fin de semana.

Otros juegos en línea que me gustaban antes: Minecraft fue el primer juego, comencé a jugarlo en segundo grado. Luego, al iniciar quinto grado, dejé de jugar Minecraft y comencé a jugar cosas diferentes en Roblox: Tornado Alley, Survivor and SharkBite, Adopt Me, Speed Run, Fashion Famous, Epic Minigames.

Otras cosas que me gustan que no son en línea: tejer, bailar y escribir en mi diario. Tejo lo que se me antoje, generalmente accesorios. El tipo de danza que me gusta es la lírica, me encanta. Estoy tomando una clase en danza lirica (y otra de jazz). Mi diario es ultrasecreto y escribo planes para el futuro, o historias. No puedo explicar mucho, ¡es ultrasecreto!

Por qué me gusta MeepCity: Puedes jugar con juguetes muy divertidos que no existen en la vida real, hay muebles muy divertidos; puedes ir a una fiesta y bailar, también puedes comer pizza y helado y hasta tomar café (yo no tomo café en la vida real ni tampoco en el juego). Yo tomo agua de lima. ¡Deliciosa! Juego con una amiga que está en la escuela conmigo y algunas veces en la escuela hablamos de MeepCity. No puedo jugar con mi hermano, porque usamos la misma computadora, pero lo veo jugar. El juega Mad City e Innovation Artic Base algunas veces. También Minecraft.

Cosas que hago para aprender, relacionadas a mi hobby: Estoy en una clase de CASgame en la universidad de mi ciudad. He tomado clases de programación en Scratch en mi escuela. ¡Me gusta crear juegos!

Es importante que mis papás me dejen jugar porque: De otra forma me aburriría. Es una actividad que realmente me gusta. También me gusta platicar con mi familia todos los días. Hago otras cosas que debo hacer: me voy a dormir a la hora en que debo acostarme, hago mi quehacer, trabajo en mi tarea y lo que debo leer para la escuela.

 

Y tú…. ¿Cuál es tu actividad favorita? ¿O hobby? ¿Por qué te gusta, que te brinda?

Anuncios
Publicado en Relatos sobre autismo, Sintomas y caracteristicas de autismo | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Semana de Apreciación  – Día 2 (y Día Internacional del Autismo)

Hoy, el tema es el color rojo. ¿Por qué rojo? Supongo que… ¿por qué no? No está de más que es el color opuesto al azul en el espectro de colores. Es un color muy vivo, llamativo y alegre.

Esta campaña la iniciaron personas autistas en 2015. ¡Únete a la campaña!

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

¡Y comienza abril! Semana de Apreciación – Día 1

Abril es el Mes de la Aceptación del Autismo. Estoy uniéndome a una Semana de Apreciación, con algunos cambios.

El primer día, Primero de Abril, está dedicado a inventores, creadores, actores y en general, autistas que están cambiando al mundo. Sólo estoy mencionando algunos, con diagnóstico que han hecho del conocimiento público. Entre ellos está:

Satoshi Tajiri, el creador de Pokemon. He de confesar que mis conocimientos sobre el tema son más bien nulos. Pero sé muy bien que Pokemon es muy famoso, quien no haya oído de Pokemon Go ha vivido debajo de una piedra… sobre la relación entre autismo y Pokemon hablan aquí.

Greta Thunberg, activista sobre el cambio climático. Ella ha declarado que el autismo impidió que se olvidara de lo que había escuchado en la escuela sobre el calentamiento global y sus estragos, y que esto hizo que se lanzara a realizar su campaña sola, en lugar de dedicarse a organizar una sociedad de alumnos o algo similar, que es lo que considera que haría alguien no autista. Escribí sobre ella hace unos días.

Temple Grandin, activista sobre autismo y bienestar animal. Es profesora de ciencia animal en la Universidad de Colorado. Ha escrito varios libros, entre ellos El cerebro autista, Pensar con imágenes, Atravesando las puertas del autismo. Su vida fue llevada al cine, y Claire Danes actuó como Temple. Temple Grandin da conferencias en todo el mundo, sobre autismo y sobre bienestar animal. Una de sus conferencias más famosas fue en TED, y aquí esta con subtítulos en español.

Dan Aykroyd, el director, escritor y actor de los Cazafantasmas, ha dicho varias veces que siempre estuvo obsesionado con los espectros, lo sobrenatural y los cazafantasmas de carne y hueso, y esa obsesión finalmente se convirtió en su famosa franquicia.

John Elder Robinson fue diagnosticado ya siendo adulto. Antes de esto trabajó en electrónica, un área que le fascinaba y mostró su creatividad, siendo la mente y las manos detrás de las primeras guitarras con efectos especiales, que creo para KISS. Ahora tiene un taller de servicio y restauración para autos de primera. Después de su diagnóstico, escribió varios libros sobre su vida, ha sido conferencista en muchas partes del mundo y es el Erudito en Residencia para Neurodiversidad en el Colegio de William y Mary.

Alexis Wineman ha ayudado a eliminar ciertos mitos sobre autismo. En 2013, fue Miss Montana y compitió en Miss América. Los concursos de belleza se consideran que dependen por un lado de la belleza de las chicas, y por otro de su carisma y don de gentes. Algo que se supone que es una carencia en personas autistas. Pero ella probó que los autistas pueden triunfar aquí también. (Aunque algunas noticias son de que “superó su autismo” sin embargo también podríamos decir que gracias a su autismo fue tan reglamentada y metódica como se requiere para preparase para algo así).

 

Entre las personas autistas que se comunican mediante teclados y que han podido así mostrar la vida interior de la gente autista están:

Ido Kedar, que escribe un blog, “Ido in Autismland” y ha escrito dos libros.

Carly Fleishman, que se ha dedicado a dar a conocer lo que es autismo y lucha por los derechos humanos de los autistas. Un artículo habla sobre cómo comenzó a comunicarse por escrito (usando computadora). Ella después creó un programa, Speechless, donde entrevistaba gente. Sólo hubo un par, uno muy famoso con Channing Tatum.

 

Hay muchísimos autistas más y cada semana alguien más habla sobre su diagnóstico (esta semana fue el esposo de la comediante Amy Schumer, Chris Fisher). ¿A quién más debí de mencionar?

 

Publicado en Relatos sobre autismo | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Si quieres apoyar durante el Mes de Concientización sobre Autismo…

Algunas organizaciones tienen como misión apoyar y ayudar a la gente autista. Algunas son por ejemplo organizaciones estudiantiles cuyo servicio social está enfocado a autismo. Otras son organizaciones dedicadas a apoyar la inclusión en el medio deportivo, académico o recreativo y dan clases de diferentes deportes en un ambiente de calma y aceptación.

Es natural entonces, que estas organizaciones quieran aportar su granito de arena durante el mes de abril, el Mes de Concientización sobre Autismo. Además de estas organizaciones, algunas personas quieren también ayudar, ya sea porque tienen familiares autistas, o amigos, o porque han leído lo suficiente como para querer apoyar a esta población.

Un par de consejos para organizaciones y personas en general:

  1. Apoya la campaña de Mes de Aceptación del Autismo, en lugar de su “Concientización”. La gente autista te puede decir que concientización y conocimiento ya hay. La concientización por sí sola no conduce a la aceptación, que es lo que realmente se requiere.
  2. Escucha a las personas autistas y sus deseos. ¿Qué querrían que hicieras durante abril? ¿Cómo les puedes ayudar o en qué los puedes apoyar? También te pueden decir a qué organización apoyar, si tú deseas recaudar fondos para algún organismo.
  3. Usa el color rojo el 2 de abril; o muchos colores. Usar muchos colores representa la gran variabilidad existente en las personas autistas en sus necesidades y sus fortalezas.

Y, sobre todo… NO apoyes a Autism Speaks en lugar de a la comunidad autista. Esto significa no usar “Iluminar de azul” como lema, no usar una pieza de rompecabezas, no usar el color azul.

La campaña de “Iluminar de azul” fue creada como método de mercadotecnia y recaudación de fondos para Autism Speaks. El azul como representativo del autismo está basado en la idea que tenían sus fundadores de que autismo es “algo de niños” (comenzaron Autism Speaks por su nieto). Se ha visto con el tiempo y el diagnóstico de mujeres adultas, que hay demasiadas mujeres no identificadas como autistas. Se determinaron criterios para el diagnóstico basados en el comportamiento de niños sin tomar en cuenta cómo se manifiesta en niñas. Como consecuencia, hay muchísimos más niños y hombres diagnosticados, que niñas y mujeres. Las mujeres adultas autistas están luchando porque se reconozcan las características del autismo a temprana edad en niñas, porque ellas (las adultas) fueron diagnosticadas con otras condiciones que hicieron que tuvieran tratamientos erróneos.

La pieza de rompecabezas también es muy dañina porque da la idea (por lo menos a la gente autista y francamente es quien importa en este caso) de que es un misterio, o que les falta algo a estas personas: están incompletas, hay que encontrar la pieza faltante y ¡zas! Se volverán “normales”.

Autism Speaks ha causado un daño inmensurable a la comunidad autista. Han usado al autismo como un ogro que roba a niños (“normales” obviamente) en medio de la noche, como un enemigo a quien hay que vencer. Muchos “tratamientos” y “terapias” surgidas bajo esta idea causan daño físico o emocional a los autistas de manera directa. De manera indirecta, la postura de Autism Speaks crea un prejuicio sobre autismo y los autistas que ha causado baja autoestima y depresión entre la población autista (y sí, esa depresión y baja autoestima han culminado en suicidios y en filicidio).

El Mes de Aceptación del Autismo es una oportunidad para ayudar y apoyar a la comunidad autista. Usar el color azul y mucho más, utilizar el lema de “iluminar de azul” y usar piezas de rompecabezas ayudan a Autism Speaks. Y si les ayudas, no puedes estar apoyando a la comunidad autista.

Así que… este abril, viste de rojo, viste de mil colores, usa lazos y símbolos del infinito; y lee lo que escriben los mismos autistas, aprecia sus contribuciones a nuestra sociedad y civilización.

Publicado en Sintomas y caracteristicas de autismo | Etiquetado , , , , , | 2 comentarios

Perseverancia: una fortaleza del autismo

Greta Thunberg fue diagnosticada con síndrome de Asperger siendo muy chica. Asperger ahora esta dentro de los trastornos del espectro autista según el DSM-5. Una de las razones fue que la diferencia clave entre “autismo de alto funcionamiento” y Asperger era si había o no retraso en el habla. Pero se vio (y se ha comprobado posteriormente) que, al pasar los años, no tiene valor como pronóstico. En adultos, los evaluadores no pueden distinguir alguien que tuvo o no retraso en el habla. Alguien diagnosticado con Asperger y alguien diagnosticado con autismo pueden tener a la postre la misma calidad de vida e interacciones sociales.

Ha habido varios autistas famosos que permiten ver que ser autista trae consigo fortalezas que les han permitido triunfar. Los Cazafantasmas surgieron gracias a, no a pesar del autismo de Dan Aykroyd. Stephen Wiltshire pinta de memoria y de manera impresionante ciudades después de verlas unos minutos desde el aire. Gracias a su autismo, no a pesar de él. Temple Grandin diseña mataderos que minimizan el sufrimiento animal gracias a, no a pesar de, su autismo.

Greta ahora está mostrando el bien que puede realizarse cuando uno es perseverante y no se deja disuadir por no tener un grupo de amigos apoyándote. Ella misma dice que si no fuera autista, posiblemente hubiera intentado crear una sociedad de alumnos o un grupo. En cambio, se lanzó y creó un movimiento global. Ser independiente y perseverante puede ayudar a cambiar al mundo.

Recordémoslo ahora que está a punto de iniciar abril. Dediquémoslo a aprender a ser tolerantes y a aceptar a la gente neurodivergente. A darles una plataforma, a darles su espacio y a admitir que, si bien sí existen limitaciones y retos, también existen fortalezas que limitaríamos si nos enfocamos a hacerlos encajar en nuestra sociedad… debemos aceptar que nuestra sociedad es heterogénea y así está bien, así debe ser para poder progresar.

Publicado en Relatos sobre autismo, Sintomas y caracteristicas de autismo | Etiquetado , , , | 1 Comentario

Santa… no, pues no.

En México, donde crecí, los niños reciben regalos de los Tres Reyes Magos el seis de enero. Como mi marido es de Estados Unidos, practicamos ambas tradiciones, Santa Claus y los Reyes Magos. “Practicamos” significa que algunos regalos dicen “de Santa” o “de los Reyes Magos”.

Yo nunca creí en los Reyes Magos. O si creí, dejé de hacerlo muy chica, porque no recuerdo haber creído nunca. Lo que me dijeron fue que mis hermanos (tengo 7, y soy la menor) no pudieron guardar el secreto. Nunca sentí que me había perdido de una fantasía maravillosa y no sufro por no haber sentido esa ilusión. De todas formas, siempre fue sorpresa si los Reyes iban a llegar, en primer lugar, y luego qué regalos y qué chocolates nos llegarían a cada quien. Mi marido si creyó en Santa pero no recuerda cómo averiguó que eran los padres, ni cuándo.

No les enseñamos a nuestros hijos a creer ni en Santa Claus ni en los Santos Reyes. Siempre fuimos muy francos al respecto y varias veces vieron cómo les poníamos los nombres a los regalos . De hecho algunos de los regalos que abren el seis de enero ya están bajo el árbol durante navidad. Les hemos contado la historia de San Nicolás y cómo él era muy desprendido y daba regalos a los niños, y cómo la tradición de Santa Claus es para conmemorar su generosidad. Y les explicamos que es una tradición cristiana y que en México los niños reciben regalos de los Santos Reyes porque ellos le llevaron regalos al niño Jesús, etc.

Ahora… eso no significa que hayan comprendido por completo. Hace un par de años (Marisol tendría unos 8 años) estábamos caminando por el centro comercial y por alguna razón comenzamos a hablar de Santa y le pregunté: “¿Crees que Santa es real?” “¡Claro!” “Ah, caray, y ¿de dónde sacas eso?” “Bueno, pues ¡me trae regalos!” “¡NOOOO! ¿No recuerdas que te dije que somos los papás?” De vuelta a las explicaciones…

Me han dicho que estoy exagerando y pensándola demasiado. Que sería mucho más fácil “dejarlos sentir la magia”. Hmm. Hay un par de razones. Una es que nos hemos hecho la promesa de no mentirles a mis hijos. No mentiras grandes y no mentiras dulces.  Sin decirles “ahorita regreso” si vas a salir un par de días. Y no Santa y no Reyes Magos.

Por cierto que a mi hijo sí le mentía, sin darme cuenta. Usando falsas amenazas (“si no quitas este juguete de la mesa, lo tiro a la basura”). Durante el tiempo que estaba intentando forzarlo a limpiar su cuarto (de esto escribí anteriormente), un día hablamos para aclarar muchas cosas. Él, visiblemente afectado, me dijo que otra cosa que le producía mucha angustia era pensar que yo, en cualquier momento, podría cumplir mis amenazas, léase entrar y llevarme sus juguetes o tirar su ropa. Me sentí fatal. Me di cuenta de que estaba yo lanzándole todas esas amenazas falsas, y ni siquiera las estaba reflexionando, es más, ni cuenta me daba que lo estaba haciendo. Pero mi hijo, por otra parte, estaba creyéndoselas en serio, y sintiéndose inseguro todo el tiempo. Paré de hacerlo. Estaba de hecho pensando en ello esta semana, y le pregunté si lo recordaba, y si he hecho algo similar desde entonces. Me dijo que no. Y por cierto que la creencia en Santa incluye ene mil amenazas falsas “Santa sabe si te portas bien o mal ¡y si te portas mal, te traerá únicamente carbón!”

Desde mi punto de vista, enseñarle a tus hijos a creer en Santa o en los Reyes Magos no es una mentira pasiva. Es una mentira activa. Involucra planeación, y uno tiene que realizar ciertas acciones para encubrir, exagerar y proteger esas mentiras. Uno está mintiendo cuando les dices que escriban la carta (y luego les sugieres qué escribir en ella), y cuando les dices que Santa va a saber si se han portado bien. Cuando uno mantiene una mentira a largo plazo, además, tienes que estar siempre al pendiente de no meter la pata y decir algo frente a tus hijos por error. Y he de decir que soy pésima mintiendo. No me sale convincente, y no puedo mantener el engaño por mucho tiempo. Es muy estresante para mí y estoy segura que en un momento dado habría cometido un error y les habría dicho algo que hubiera hecho que descubrieran la verdad. Sé que muchos pensarán que estoy exagerando, pero les aseguro que no. De hecho, eso de no saber mentir me ha metido en problemas en varias ocasiones.

También nos molesta la idea de que Santa te traiga regalos sólo si eres “niño bueno”. Y entonces, ¿Qué pasa con los niños cuyos padres no pueden regalarles juguetes? ¿Y con los otros niños, que tienen muchísimo dinero? ¿Significa esto que tú eres un niño más bueno que unos, pero no tanto como otros? ¿Y qué pasa con ese niño malcriado que hasta se roba cosas en la escuela, pero que recibe miles de regalos? ¿Y odia Santa a todos los niños que no celebran la Navidad? ¿Por qué no reciben juguetes los niños judíos? ¿Y los musulmanes? Y además, cuando uno vive practicando las tradiciones de dos países: ¿Por qué los Reyes Magos ignoran a todos los vecinos? ¿Y por qué Santa no les trae nada a sus primos en México?

Un factor adicional es que, dado que mi hija es autista y tiende a pensar literalmente (y su hermano, con TDAH, también, hasta cierto punto) pensé que era demasiado complicado explicarlo como un hecho (sería una farsa demasiado elaborada para mi pobre imaginación). Y ambos niños nos hacen todo tipo de preguntas y reflexionan sobre la respuesta y una respuesta nos lleva a tres preguntas y esas respuestas a diez preguntas y así sucesivamente.

(Mi hijo está leyendo lo que escribo y me dice que cuando era más chico sí tenía varias preguntas, a pesar de no creer: Considerando, me dice, que hay alrededor de mil millones de personas que celebran navidad en todo el mundo, ¿Cómo podría ir a todas las casas en menos de alrededor de 25 horas? ¿Y Cómo podría comerse todas esas galletas? ¿Y caber en todas las chimeneas? ¿es un acosador?).

En los blogs y comunidades autistas en idioma inglés el tema de creer o no en Santa se ha discutido bastante. En “Autistic Not Weird” muchas personas opinaron que es mejor no hacerles creer que Santa es real a los hijos, y alguien comentó que su hijo se estresaba mucho pensando que un extraño iba a entrar a su casa en algún momento de la Nochebuena. Una mamá, Gwynne Miriam, escribe que le contó a su hija la verdad, en parte porque su estaba analizando todo y lo que descubría la inquietaba (¡pero si no tenemos chimenea! ¿Cómo va a entrar?), además de que eso de que entrara por la noche a su casa la asustaba, y la interacción con Santa en los centros comerciales la desconcertaba y molestaba sobremanera.

Como decía arriba, mis hijos cuestionan absolutamente todo, piensan de forma muy lógica, tienen muy buena memoria y además sí piensan literalmente y yo no podría seguir el hilo de la mentira. ¡Nada más de imaginarme la hilera de preguntas me agobio! ¿Y dónde construye los regalos? ¿Y por qué no están fríos? ¿Les paga a sus duendes? ¿Por qué no? ¿Cómo sabe si me porto bien? ¿Y fulanito, por qué no recibió nada? No, no, no, gracias.

Eso sí, mis hijos saben que hay que respetar las creencias y costumbres de los demás (siempre y cuando no lastimen a nadie, que esa pregunta ya me la hicieron). Así que no te apures, que mis hijos no le contarán la verdad a los tus hijos.

Santa rappel

El Santa de la ciudad donde vivimos es muy atlético… baja a rápel un edificio en el centro de la ciudad junto con sus duendes, para arrancar la temporada de Navidad.

Publicado en Educando a los hijos, Hermanos, Sintomas y caracteristicas de autismo | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Mis testarudos hijos

Esos niños “tercos” o “testarudos” u “obstinados” y, si, “cabezotas” … hay cursos, libros, blogs dedicados a ellos. Pero ¿qué es realmente un niño terco? y ¿es malo que lo sean?

En un anuncio de un curso (en inglés) para padres en el estado donde vivo, se menciona un “comportamiento desafiante”, berrinches, explosiones de ira… y también dicen “el niño testarudo puede abrumar a sus padres, haciendo que se sientan frustrados y que piensen que no son buenos padres”. Bueno, no creo que ese sea mi caso, ni mucho menos. Pero, efectivamente, puede ser fatigoso eso de tener hijos que no dudan ni tantito en mostrarte las fallas en tu argumento o en una orden. Puede ser bastante irritante. Y te deja exhausto. Y harto, y molesto.

Una de las características que se observan muy temprano en niños autistas y en los que tienen trastorno de déficit de atención e hiperactividad (y estoy segura de que pasa con niños que tienen otros diagnósticos) es que “quieren hacer todo a su modo” y son “tercos”. Los niños (y personas) neurodivergentes perciben la vida de una manera distinta y, en consecuencia, reaccionan de forma diferente. Sienten que algunas normas y reglas no tienen sentido; y si las evaluáramos cuidadosamente, los “neurotípicos” tampoco les encontraríamos sentido.

Sí, cuando estaba intentando que mis hijos hicieran todo a mi manera y cuando yo quería, terminaba muy frustrada. Hace un par de años, estaba intentando hacer que mi hijo limpiara su cuarto. Yo estaba absolutamente segura de que limpiar tu cuarto es algo básico en la vida, algo increíblemente crucial. Los pleitos que llegamos a tener por esto nos llevaban a discusiones y pleitos, y un par de veces yo terminé llorando. A lo que no nos llevó, fue a que su cuarto estuviera limpio de manera consistente. Entre él y yo limpiamos su cuarto un par de veces; cada vez le dedicamos varias sesiones de muchas horas, durante unos cuantos días. Una vez, hasta le tomé una foto a su cuarto y se lo mandé a mis hermanas. Pero el gusto me duró un par de días y su cuarto regresó a su estado natural, léase al desorden (para mí; él dice que todo está justo en el lugar donde él lo quiere).

Pero luego sucedieron un par de cosas: una es que hablé con su terapeuta del lenguaje, que es maravillosa. Ella estaba ayudándole con función ejecutiva: organizar, planear y realizar tareas y proyectos, entre otras habilidades. Mientras platicábamos precisamente sobre las dificultades que tenía con función ejecutiva, me dijo muy tranquila: “y apuesto que su cuarto es un relajo”. Su explicación es que para la gente con déficit de atención es extremadamente difícil decidir, por ejemplo, si algo se debe tirar o regalar, o decidir entre dos cosas. En cierta forma, yo estaba torturando a mi hijo, porque parte de mi frustración partía de mi creencia que él pensaba como yo, y lo estaba forzando a hacer las cosas como yo las haría.

Y también me acordé de algo que me pasó. Normalmente, no tengo ningún problema para tomar decisiones. Pero hace algunos años comencé a ir a la tienda de la noche, después de haberme levantado muy temprano para ir a trabajar, regresar a la casa y hacer lo que se tuviera que hacer, incluyendo cuidar de mis hijos, uno en la etapa de los “terribles dos años” y la otra siendo todavía bebé (mi marido los cuidaba durante el día). El caso es que yo iba a la tienda y me ponía a ver el yogurt, y no podía decidir si comprar yogurt de fresa o frambuesa. Era increíblemente frustrante. En esos momentos me decía a mí misma que era ridículo que llevara diez minutos ¡viendo yogures, caray! Y sin poderme decidir. Mi solución fue no volver a ir al supermercado de noche, punto. Pero… ¿qué pasa cuando no hay alternativa? ¿qué pasaría si no importara lo cansado o descansado que estés, qué hora es, o qué tanto has trabajado durante el día? ¿Qué tal si absolutamente cada vez que vas a la tienda pasas por lo mismo? ¿Estaba yo añadiéndole frustraciones a mi hijo? ¿Era realmente necesario? ¿Limpiar tu cuarto de niño determina si tendrás éxito como adulto?

Lo otro que pasó es que he estado dando un curso en los veranos, en la universidad donde trabajo. La clase es sobre métodos de estudio y factores de éxito como estudiante universitario. Una de las cosas que mencionamos es la necesidad de tener motivación intrínseca. Eso es uno de los factores más importantes para tener éxito en la vida. La motivación extrínseca, que es la dada por los demás, puede ser dada como recompensas o castigos. Se ha demostrado que ninguno de los dos funciona. Aun cuando pueda hacer que la persona mejore su destreza en cierta área (piano, digamos), no hará que la persona lo disfrute, ni que lo quiera hacer en el futuro. Y, definitivamente, no crea motivación intrínseca, ni resiliencia, ni determinación, ni mentalidad de crecimiento (la creencia de que uno puede mejorar en cualquier tema o área, si uno se esfuerza, y que ni la inteligencia ni el talento son innatos e inmutables).

Así que ahí estaba yo, tratando de que mis estudiantes entendieran y utilizaran la motivación intrínseca, una buena mentalidad de crecimiento y determinación, al mismo tiempo que estaba intentando que mi hijo hiciera algo a lo que él no le veía sentido y que le era extremadamente difícil… ¿para qué? Su cuarto no está en exposición. Yo no paso mucho tiempo dentro. No leo los libros que están en su librero, ni uso la ropa que está en su closet. En ese momento, hablé con él y le expliqué mi razonamiento, y por qué creía yo que era importante tener un cuarto ordenado y demás, y finalmente llegamos a un acuerdo: su cuarto sí tiene que tener suficiente piso despejado, para que yo pueda entrar a darle las buenas noches. Y tiene que tener despejado el camino hacia la ventana donde está la escalerilla de emergencia. Pero fuera de eso, él tiene la autoridad para decidir qué se hace en su cuarto. Las áreas comunes de la casa, sin embargo, están bajo mi cuidado y él tiene que hacer las labores que le tocan para su limpieza, y tiene que intentar mantenerlas ordenadas.

Esto de la limpieza del cuarto ha sido la discusión o el desacuerdo más prolongado y extenuante con mi hijo, de lo que yo me acuerdo. Otras situaciones han sido frustrantes también, pero de lo que me he dado cuenta es que depende en gran medida de mi perspectiva y cómo reacciono ante ellas. Por ejemplo, mi hijo está a cargo de lavar la loza que se debe lavar a mano. Durante mucho tiempo estuve yo recordándole a cada rato y de cualquier forma se le olvidaba (y en serio se le olvidaba por completo; no es que estuviera fingiendo para librarse de ese quehacer. Si no lo quisiera hacer, me lo diría y me lo discutiría). Así que, en lugar de enojarme, lavar los sartenes y sermonearlo, opté por decir que, bueno, no hay sartén limpia, así que no puedo cocinar el desayuno. Eso de las consecuencias naturales es fantástico, en serio. Mi hijo ha mejorado increíblemente en ese aspecto. Y sí, tengo muchos otros ejemplos, con ambos hijos.

Pero en general, prefiero que mis hijos sean testarudos. De hecho, de repente me preocupa si aceptan las cosas demasiado fácilmente. Pareciera que me gustan las cosas difíciles, ¿no?

Bueno… por una parte, los adultos y adolescentes que fueron testarudos, necios y contestones de niños resultan ser bastante exitosos. Yo creo que muestra que reflexionan más antes de actuar. No hacen simplemente lo que les dices, evalúan la orden y deciden si sí es algo que se deba hacer. Obviamente, es frustrante para mí, pero sé (¿espero?) que, si actúan así conmigo, que soy una de las figuras de autoridad más importantes en su vida, actuarán de la misma forma con otras personas, y en respuesta a otras órdenes.

También se ha visto que el ser necio y obstinado hace que resistas más la presión social: los niños “de carácter fuerte” (necios, cabezotas, obstinados) no darán su brazo a torcer tan fácilmente como otros que se sienten más a gusto con obedecer y aceptar lo que los otros les piden. Es más probable que las personas obstinadas sigan su propio camino, aunque les digan que no van a lograrlo, que la sociedad estará en contra, o que es imposible. Simplemente siguen caminando.

Por otra parte… yo era así. Bueno, probablemente más obediente. Después de todo, yo sí limpiaba mi cuarto. O tal vez mis padres no se ponían a razonar tanto como yo con mis hijos. Pero he escuchado bastantes historias sobre mi infancia, como para saber que era bastante terca. Y todavía lo soy. Pero creo que ser obstinada y necia me ha ayudado a tomar riesgos y lanzarme a la aventura, cambiar de rumbo profesional, académico y personal. Me ha permitido reinventarme, vivir en el extranjero y, finalmente, inmigrar y establecerme junto con mi familia en EEUU (mi marido es estadounidense).

Yo quiero que mis hijos se arriesguen, estudien lo que les verdaderamente les guste, sin miedo al que dirán, y sin pensar en los ingresos que tendrán (o que no tendrán), o lo difícil que es. Quiero que se animen a vivir en el extranjero y a experimentar culturas diferentes y observar varios estilos de vida. Quiero que trabajen y sean voluntarios en lo que sea que les atraiga. Quiero que sepan defender sus derechos y soliciten los servicios y acomodos que necesiten.

No quiero que sean obedientes. Quiero que decidan lo que quieren hacer, y que se la piensen dos veces antes de obedecer cualquier orden. Quiero que le saquen jugo a su forma de pensar, a su neurología tan singular. No quiero que su chispa se apague o que duden de sí mismos o de sus decisiones. No los estoy educando para que se conviertan en mis hijos obedientes y buenos. Los estoy educando para ser adultos autónomos e independientes. Para que sean líderes, no seguidores.

Publicado en Educando a los hijos, Hermanos | Etiquetado , , , , , , | 1 Comentario