Mis testarudos hijos

Marisol en Bernal

Marisol está descansando sobre una piedra, después de subir uno de los monolitos más grandes del mundo. Está cerca de mi ciudad natal en México, y lo escalamos hace un año. Yo me quedé en cierto punto porque me dan miedo las alturas, pero mis hijos siguieron subiendo hasta donde termina el camino.

Anuncios
Guarda el enlace permanente.

¡Platícanos qué opinas!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s